MONCHI Y MUCHODEPORTE

La labor al frente de la dirección deportiva del Sevilla por parte de Monchi, viene siendo cuestionada desde hace al menos dos temporadas y la presente. Es algo que está en su sueldo y es consustancial a su trabajo, tanto las críticas en estos momentos como los elogios cuando fueron necesarios.

 

Por su trabajo ha recibido bastantes mas elogios que críticas, pero es cierto que de un tiempo a esta parte, las críticas (la mayoría fundamentadas en hechos contrastables), las razonadas y las vertidas sin razon encubiertas bajo aquellas, (son algo que por el puesto que ocupa que tiene que asumir) han desbancado a los elogios.

 

De esta forma podemos encontrarnos con críticas a determinados fichajes o salidas de la plantilla que se han demostrado que no han sido adecuadas o idoneas para la composición de un equipo que quiere estar arriba con el presupuesto que se tiene ( esto es, exprimir al máximo cada euro disponible para competir con presupuestos mayores) y sacando rentabilidad tanto deportiva como económica a cada fichaje o incorporación.

Estos “errores” en la dirección deportiva se han venido criticando tanto por la prensa como por la afición. Es lógico, como he dicho antes, va en el sueldo y en el cargo que desempeña, pero de ahí a caer en la descalificación personal, en el intento de hacer daño a la persona, en la insinuación de cobro de comisiones y en la burla, va un mundo.

Justo el mundo que va entre la prensa profesional ejercida por profesionales, sin odio, sin inquina, sin bilis brotando de sus teclados y la prensa que vive justamente de eso, de difundir y pregonar odio, inquina, bajeza, descalificaión y rencor, mucho rencor.

Lamentable la actuación de quien ha esperado los errores para ir a hacer sangre al caido, triste que haya personas de esta calaña, insultante para la profesión que haya individuos que usen un medio de información (cierto es que el medio es de ellos y pueden hacer lo que gusten) para intentar desacreditar a una persona, no ya profesionalmente, sino tambien personalmente.

Monchi, cuenta con mi apoyo, con mi crítica cuando te equivoques, pero con mi apoyo ante estos …………, eso.